Joseph Vincen
Spread the love

Según la reconstrucción de los hechos, un escuadrón armado irrumpió en la residencia privada del mandatario, ubicada en las afueras de Puerto Príncipe, donde Vincent y otro hombre haitiano-estadounidense identificado como James Solanges se hicieron pasar inicialmente como agentes de la DEA.

Joseph Vincent, un ciudadano hatiano-estadounidense que sirvió como informante de la Administración de Control de Drogas de EE.UU. (DEA, por sus siglas en inglés), se declaró culpable ante un tribunal federal de Florida de haber participado en el magnicidio del presidente de Haití, Jovenel Moïse.

Reuters apunta que Vincent forma parte del grupo de 11 acusados –entre los que se cuentan exsoldados y empresarios colombianos– que fueron señalados de proveer fondos y armas, así como de perpetrar el ataque contra Moïse en julio de 2021.

Según la reconstrucción de los hechos, un escuadrón armado irrumpió en la residencia privada del mandatario, ubicada en las afueras de Puerto Príncipe, donde Vincent y otro hombre haitiano-estadounidense identificado como James Solanges se hicieron pasar inicialmente como agentes de la DEA.

Ambos fueron capturados poco después del ataque e inicialmente dijeron a las autoridades que habían sido contratados como intérpretes por los planificadores del atentado, al tiempo que la agencia antidrogas negó que actuaran en su nombre.

La trama de la conspiración

Con referencia al expediente judicial suscrito por Vincent, el acusado cambió su versión inicial y admitió que había apoyado el plan magnicida con acciones específicas, que incluyeron asesorías sobre el clima político en la nación antillana y reuniones con líderes locales, en las que solía presentarse con un prendedor del Departamento de Estado de EE.UU., en interés de hacer creer que era empleado de Washington.

Asimismo, la investigación arrojó que el antiguo informante de la DEA arribó a Haití a inicios de 2021 para respaldar los planes del pastor Christian Sanon para asesinar a Moïse y ocupar su posición.

Del mismo modo, se comprobó que Vincent iba como pasajero en un vehículo conducido por Solanges que arribó a la residencia presidencial en el momento del asalto.

Con su admisión de culpas, Vincent se convirtió en la cuarta persona en recurrir a esta figura judicial en EE.UU. Antes lo hicieron el exsenador haitiano Joseph Joel John, el coronel retirado del Ejército de Colombia German Rivera y el ciudadano haitiano-chileno Rodolphe Jaar, al que se sindicó de proveer armas y vehículos para el asalto.

A la fecha, Jaar y Rivera ya recibieron una sentencia a cadena perpetua, mientras que la condena de John se anunciará este próximo 19 de diciembre del 2023

La audiencia de sentencia de Vincent está programada para el 9 de febrero de 2024.

Por Redacción Cuaima Team

Redacción CuaimaTeam

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *